Buscar

La Cocina Tradicional Islandesa


¿Qué tiene de especial la gastronomía de Islandia?


Los atractivos turísticos de Islandia son de sobra conocidos, a todos nos suenan los géiseres, glaciares y volcanes. Pero quizás la gastronomía islandesa sigue siendo esa gran desconocida para los turistas. Hay ocasiones en que no nos atrevemos a salir de nuestra zona de confort y optamos por platos universales y conocidos. Otras veces nuestra simple ignorancia nos hace quedarnos solo con algún plato muy llamativo pero poco representativo del país. En este artículo te daremos todo la información para que disfrutes al máximo de todo lo que Islandia tiene que ofrecerte, en cuanto a gastronomía típica se refiere.


Ingredientes en la gastronomía típica de Islandia


Normalmente lo que más nos llama la atención de la gastronomía de un país son los ingredientes más singulares. Todo a lo que no estamos acostumbrados a consumir en nuestra dieta habitual nos resulta atractivo. Y cómo no, hay que probarlo. Si ya te has informado un poco, sabrás que hay varios ingredientes típicos de la gastronomía de Islandia que llaman poderosamente la atención. Por ejemplo, los testículos de carnero, la carne de tiburón fermentada o la cabeza de oveja son ingredientes muy llamativos. Sin embargo, no son platos de consumo diario en ninguna casa islandesa. La dieta islandesa se basa principalmente en pescados y carne, ya que era lo que más abundaba en el país. En cuanto a verduras, las más comunes son la patata, lo lombarda o la remolacha. Hasta que no comenzaron las importaciones, los productos eran limitados. También es muy típico el yogur y otros lácteos, como el skyr. Siento decepcionarte, por los testículos de carnero solo son típicos de la fiesta Þorrablótt, en honor a los dioses y granjeros.


Debemos tener en cuenta que hoy en día es fácil encontrar casi cualquier ingrediente en Islandia. Siempre que estemos dispuestos a pagar su precio, ya que la mayoría son importados. Pero en tiempos pasados, la población subsistía con la carne del ganado, la pesca y los pocos vegetales que les daba la tierra. Hoy en día hay varios invernaderos que funcionan con energía geotérmica, donde se cultivan verduras y frutas.


Los pescados se consumen en diferentes elaboraciones: en sopa, ahumado, seco, cocido o guisado. El famoso Hákarl se elabora a base de carne curada de tiburón y es un aperitivo muy típico de Islandia.

La carne más abundante en la isla es la de cordero. Ya hemos dicho en alguna ocasión que en Islandia hay más ovejas que personas. Si decides viajar a Islandia, las verás por doquier. Se suele consumir ahumada, asada o en paté. También hay carne de caza en primavera y verano, siendo la más común la de reno. Dentro de los platos típicos islandeses, encontramos la Kjötsúpa, una reconfortante sopa de cordero y verduras. Pero como ya hemos dicho, en cualquier restaurante puedes también encontrar pollo o cerdo, normalmente importado.


El Rúgbraud es uno de los panes más típicos de Islandia, elaborado con centeno y la mayoría de las veces cocinado gracias a la energía geotérmica. Es un pan oscuro, tiene un sabor dulce y se suele tomar con mantequilla.


¿Dónde podemos disfrutar de auténtica gastronomía islandesa?


No te vamos a engañar, comer en Islandia en restaurantes es caro. Aun así, seguro que te puedes permitir una de estas comidas que te proponemos. Hay para todos los gustos y bolsillos, todas típicas de la cocina islandesa. En primer lugar, las sopas son opciones muy socorridas ya que normalmente son de los platos más baratos de la carta. Además, en Islandia suelen ser bastante contundentes, perfectas para entrar en calor. La mayoría de restaurantes suelen ofrecer sopa del día: de pescado, de verduras o de cordero. Te recomendamos la sopa de langosta, un plato tradicional típico sobre todo en el sur de la isla. Si quieres disfrutar de un lugar especial, ve a Fridheimar, en Selfoss. Se trata de un invernadero de tomates donde hacen una sopa de tomate exquisita. Además, puedes repetir todas las veces que quieras y también tienen buffet libre de diferentes panes. Todos caseros y deliciosos.


Perritos Calientes Islandeses


Aunque parezca mentira, los perritos calientes también son un plato típico de Islandia. Su fama se debe a los tiempos en que los americanos convivían con los islandeses debido a su base militar en Keflavik. El lugar más famoso de perritos es Bæjarins Beztu Pylsur y lo puedes encontrar en un kiosko cerca del puerto de Reikiavik. Te sorprenderán también los perritos y otros aperitivos que venden en las gasolineras. Verás que muchas de ellas tienen un salón para comer y una carta bastante respetable.


Si decides cenar en alguno de los cientos de restaurantes repartidos por la isla, te recomendamos que pruebes el cordero o el bacalao. Normalmente están deliciosos ya que son platos típicos de la cocina islandesa. Para los más atrevidos, el Hákarl es una especialidad que no se sirve en todos los lugares. Lo puedes probar en Geysir Bistro, por ejemplo. Tienen un plato de entrantes típicos islandeses por 2.795 ISK (unos 20€) y puedes añadir un chupito del famoso Brennivín por 7€ más. ¡Se suele usar para enmascarar el fuerte sabor del Hákarl!


Si no estás seguro de si tu presupuesto está preparado para las opciones anteriores, no te preocupes. Aún hay esperanza para los bolsillos más resentidos. No te puedes ir de Islandia sin probar alguno de sus alimentos más típicos. Y muchos de ellos se pueden conseguir en los supermercados más baratos del país. Además, te pueden servir como estupendos y originales suvenires ¿ya lo habías pensado?


¿Y qué encontramos en los supermercados Islandeses?


Antes de volver a casa o durante tu viaje, si tienes ocasión de guardar los alimentos refrigerados, pásate por un supermercado Bonus. Esta cadena es de las más baratas del país, junto con Krónan y Nettó. Además, muchos de sus establecimientos están abiertos 24 horas. Para los aficionados a la cerveza, este es el mejor lugar para comprarla. Puedes encontrar cerveza islandesa a mucho mejor precio que en los bares, donde suelen costar unos 10€.

A parte de las bebidas alcohólicas, también puedes comprar una bebida muy popular en Islandia: Appelsín y Malt. Se trata de una bebida gaseosa de naranja, junto con otra bebida fermentada, no alcohólica, con sabor a regaliz. Si buscas una cena socorrida, puedes comprar salchichas para preparar unos perritos calientes en tu camper o autocaravana. Pueden ser la cena perfecta para una noche en busca de las Auroras Boreales. ¿Y qué tal un skyr de postre? También puedes comprar algo de embutido, los más típicos islandeses son los ahumados. Prueba el hangikjöt, un embutido a base de pierna de cordero ahumado, ¡buenísimo! Y para acompañar, un poco de pan. Lo puedes encontrar recién hecho en algunos supermercados con horno propio. De los más típicos son el flatkökur, unas finas tortitas o el Rúgbrauð.


Encontrarás también bolsitas de pescado seco, que se consume como un aperitivo. Si eres más de dulce, hazte con unos Kleinur. Son la versión islandesa del archiconocido donut o rosquilla. También están deliciosos los Snúður, unos pequeños bollitos de canela. Y para terminar, una estupenda tarta de chocolate, de textura parecida a los brownies, la Skúffukaka.


La gastronomía islandesa


Seguro que se te ha abierto el apetito, y no es para menos. Esta pequeña isla tiene tantos sabores originales como lugares por descubrir. Atrévete a probar y experimentar, la gastronomía islandesa seguro que te conquistará.

10 vistas